viernes, 3 de septiembre de 2010

Chándal



Es curioso que en francés dejen de utilizar una palabra y después vayamos nosotros detrás no sólo a recuperarla sino a cambiarle el significado.
Al igual que en muchos otros lugares, los vendedores de los mercados de París tenían por costumbre proclamar su mercancía a voz en grito, en su caso con un característico lenguaje apocopado. Así, acortaban la palabra “marchand” (“vendedor”) a “’chand” y se podía oírles gritar “Chand d’habits” (si eran vendedores de ropa), “Chand d’ail” (si eran vendedores de ajos), etc. Y ese nombre, “chandail” (/ʃãdaj/) se dio en el lenguaje popular a los gruesos jerséis de punto que llevaban esos vendedores. Sin embargo, mientras en Francia el término quedaba en desuso, lamentablemente sustituido por el anglicismo “pull-over” (o su abreviatura “pull”), aquí se nos ocurrió castellanizarla para designar la ropa deportiva que consta de un pantalón y una chaqueta o jersey amplios, atuendo que, a su vez, ha ido pasando de ser un traje deportivo a convertirse en un atuendo cotidiano, sobre todo para los domingos o para ir a misa.

No hay comentarios: