martes, 20 de diciembre de 2016

Composite (/ˈkɒmpəzɪt/)


Préstamo del inglés para designar la “resina compuesta”, materiales sintéticos (polímeros orgánicos y partículas o fibras inorgánicas) mezclados de manera heterogénea para su utilización en restauraciones dentales. La RANM desaconseja su uso por por considerarlo un anglicismo innecesario, a lo que yo añadiría el hecho de que en España, para variar, nos hacemos un lío con la pronunciación: mientras que en inglés el acento recae sobre la primera sílaba (como se puede ver en la transcripción fonética del título), aquí lo cambiamos de sitio, tanto quienes lo usan como voz inglesa y dicen /kompósit/ como quienes lo castellanizan y pronuncian /komposíte/.
Tiene también otras aplicaciones fuera de la medicina, como por ejemplo la confección de suelos y baldosas exteriores o, en el mundo de la moda, el catálogo en el que se exponen fotos y datos personales (altura, medidas corporales, color de ojos) de uno o varios modelos publicitarios.

No hay comentarios: