viernes, 12 de diciembre de 2014

“Prevenir” algo no es lo mismo que “prevenir de” algo



La expresión “prevenir de algo”, con la preposición “de”, significa ‘avisar o advertir de que algo puede ocurrir’ y por ello no es apropiado su uso en lugar de “prevenir algo”, sin la preposición, que significa ‘tratar de evitar o impedir un daño’.
En las noticias se pueden encontrar ejemplos donde aparece este giro usado de modo inapropiado: «El ejercicio se presenta como la vacuna que “previene de” las enfermedades» o «Se han instalado zócalos que “previenen de” rozaduras y el ensuciamiento de las paredes».
Tal como señala el Diccionario del estudiante de la Real Academia Española, cuando “prevenir” significa ‘prever o tratar de evitar un daño o peligro’ o ‘prever un acontecimiento y tomar medidas y precauciones’, no se usa la preposición “de”, que sí puede emplearse con el sentido de ‘informar con anticipación’.
Atendiendo a lo que se quiere expresar, las frases anteriores se podrían haber redactado del siguiente modo: «El ejercicio se presenta como la vacuna que “previene” las enfermedades» o «Se han instalado zócalos que “protegen de” rozaduras y el ensuciamiento de las paredes».
Sí se puede decir “prevenir de algo” cuando tiene los sentidos de ‘avisar’ y ‘alertar’, como en «Sus compañeros le han “prevenido de” las consecuencias que tendría para su carrera», así como cuando se usa con pronombre, con el sentido de ‘protegerse ante alguien o algo’, como en «Se aconseja la vacunación para “prevenirse de” (o contra) la gripe».

No hay comentarios: