viernes, 3 de mayo de 2013

Mobbing (/mɒbɪŋ/)


Normalmente pronunciado /múbin/ por los forofos (perdón, fans) de Macaco y por aquellos que quieren hacer alarde de su buena pronunciación del inglés (los mismos que pronuncian /dɪp/ el apellido de Johnny Depp: por supuesto, luego escriben “Deep”). Incluso lo he visto escrito como “moving” (cambio de verbo que hace que todo el asunto deje de tener ningún sentido) o “moobing” en un alarde de prepotencia lingüística: «si yo digo “múbin”, será porque se escribe “moobing”».
Se trata de un sustantivo derivado del verbo “to mob” /mɒb/ (“asediar”, “acosar”, “acorralar en grupo”), utilizado originariamene en el campo de la ornitología para referirse a las conductas defensivas de los grupos de pájaros pequeños, que forman “mobs” (“multitud”, “muchedumbre”, “turba”) para hostigar a enemigos más grandes (aves rapaces).
Se utiliza para referirse tanto al “acoso laboral”, “acoso moral [en el trabajo]” o “acoso psicológico” (‘hostigamiento sufrido por un trabajador en su entorno laboral, que puede llegar a provocar trastornos psicológicos graves’, ‘práctica ejercida en las relaciones personales, especialmente en el ámbito laboral, consistente en un trato vejatorio y descalificador hacia una persona, con el fin de desestabilizarla psíquicamente’) como al efecto o enfermedad que este comportamiento produce en la víctima.
Al igual que “footing”, “zapping”, “camping” o “parking”, es un clásico ejemplo de “falso inglés”: no porque no exista el término como tal, sino porque en realidad no significa lo mismo. “Mobbing” en inglés designa el hecho de que una muchedumbre se echa encima de alguien (físicamente), tal como les ocurre a los famosos (perdón, celebrities) cuando son acosados por la chusma del tomate; “to be mobbed by the crowd” es una frase corriente en este sentido. Así, es importante tener en cuenta que, para referirse al “acoso laboral”, “mobbing” no es un término inglés, sino español, ya que el equivalente en inglés para este fenómeno es “harassment” (/'hærəsmənt/), referido sobre todo al acoso sexual, pero también en general para cualquier tipo de acoso. Claro que, si los vanguardistas del lenguaje convierten “mobbing” en /múbin/, no quiero ni pensar lo que harían con “harassment”.

No hay comentarios: