miércoles, 12 de septiembre de 2012

Lunch (/lʌntʃ/)


Si usted quiere sorprender a sus invitados con una comida elegante y a la moda, dígales que va a celebrar un “lunch” en su empresa o en su casa (a ser posible, que no sea un vulgar piso o apartamento, sino un loft); si, por el contrario, prefiere quedar como un zafio paleto, limítese a invitarles a un “almuerzo”. En este caso, el DRAE, aunque se trata de un artículo propuesto para ser suprimido, sí que registra el término “lunch”, definido como ‘comida ligera que se sirve a los invitados en una celebración’, diferenciándolo de “almuerzo” (‘comida que se toma por la mañana’, ‘comida del mediodía o primeras horas de la tarde’), “refrigerio”, “aperitivo”, “colación” o “piscolabis”. De la misma opinión es D. Pancracio Celdrán, quien afirma que «los ingleses saben que es el tentempié que ofrecemos a modo de refrigerio a quien invitamos a una reunión. Se trata pues de un almuerzo ligero, generalmente frío, que tomamos de pie». Sinceramente, para mí son lo mismo. No creo que los ingleses, estadounidenses (perdón, americanos), etc. compartan esas connotaciones de “reunión”, “frío” o “de pie”. “Lunch” me parece igual de cutre (pero más pedante) que sus versiones “Tex-Mex” lonche, lonchear, lonchera (‘portaviandas o fiambrera’) y lonchería (‘establecimiento donde se sirven comidas ligeras’), amén de la variante “luch”.
También tenemos el “brunch” (/brʌntʃ/), combinación entre BReakfast y lUNCH que designa la ‘comida realizada entre el desayuno y el almuerzo’ y que tiene diversas posibilidades de traducción al español (todas ellas desprovistas de ese allure de cool y gourmet que tiene este prestigioso anglicismo): “tardesayuno”, “comiduno”, “desayuno tardío” o, si nos atenemos a la segunda acepción del DLE (‘Comida que se toma por la mañana’) simplemente “almuerzo”.


No hay comentarios: