miércoles, 18 de enero de 2012

Haber


Cada vez es más común el uso incorrecto del verbo “haber” en sus formas compuestas y en su empleo como verbo impersonal.
Cuando el verbo “haber” aparece en sus formas compuestas sólo pueden usarse las terceras personas del singular (ha habido, había habido, hubo habido, habrá habido, habría habido, haya habido, hubiera o hubiese habido, hubiere habido). De esta forma, no se podrá decir «han habido varios fuegos estos últimos días» o «habían habido otros motivos para hacerlo», sino «ha habido varios fuegos estos últimos días» o «había habido otros motivos para hacerlo».
Cuando se usa como verbo impersonal e indica la presencia o existencia de varias personas o cosas, nunca debe usarse en plural porque el sustantivo que sigue a “haber” no tiene el papel de sujeto y, por lo tanto, aunque ese sustantivo sea plural, el verbo no tiene por qué serlo (no concuerda con el complemento directo). De esta forma, se dirá «hubo grandes lluvias» o «habrá grandes sorpresas» y no «hubieron grandes lluvias» y «habrán grandes sorpresas». La tercera persona del singular (ha) adopta la forma “hay”: «Hay mucha gente».
El uso del verbo “haber” como impersonal es muy frecuente. Aparece constantemente en frases como «Hubo una gran fiesta», «Había muchas medusas en la playa» o «Este mes habrá tres días de fiesta». En estas oraciones “una gran fiesta”, “muchas medusas en la playa” y “tres días de fiesta” no son los sujetos del verbo “haber”, sino sus complementos directos, así lo demuestra el hecho de que puedan ser sustituidos por el pronombre lo/la/los/las («La hubo», «Las había» y «Este mes los habrá»). Al no estar el verbo “haber” acompañado por un sujeto, nunca va a establecerse una concordancia entre el verbo y, por ejemplo, “los tres días de fiesta”. El verbo va a permanecer invariablemente en singular, sea singular o plural el complemento que lo acompaña.
Las oraciones impersonales pueden construirse utilizando los verbos “haber” y “hacer”. Se dice que una oración es impersonal cuando carece de sujeto léxico explícito o implícito; es decir, cuando su sujeto es cero. De esta manera, debe decirse «había mucha gente» o «había muchas personas». Ambas oraciones muestran un sujeto cero, por lo que sólo podemos utilizar el singular.
En zonas de Cataluña, de la Comunidad Valenciana y en Hispanoamérica es frecuente hacer concordar el verbo con el complemento directo, cometiendo un error cuando éste está en plural. Así, se seguirá diciendo «había mucha gente»; pero, en cambio, se cometerá el siguiente error: «habían muchas personas».
Otro uso erróneo del verbo “haber” en su uso impersonal son expresiones del tipo “hay a gente” o “hay a veces”, cada vez más populares en lugar de “hay gente” o “hay veces”, cuando la norma dicta que no debe ir seguido de esta preposición.
Por el momento parece que nos libramos del plural de “hay”; todavía no me he topado con nadie a quien se le ocurra decir “hayn”.

No hay comentarios: