jueves, 26 de mayo de 2011

Forming


El mundo empresarial español siempre está a la vanguardia, no sólo en su propio ámbito, sino en cualquier otro, el lingüístico sin ir más lejos. Conscientes de las limitaciones de la lengua inglesa pese a tratarse del idioma que consta con mayor número de palabras, nuestros gurús del management, con su incansable afán de superación y renovación, están constantemente acuñando nuevos términos y expresiones, a cual más novedosa, todas ellas enormemente útiles y acordes con la semántica, ortografía y gramática del inglés. Así, del verbo “to form” /fɔː(r)m/ (“formar(se)”, “fundar”, “elaborar”, “formular”, “construir”, “hacer(se)”, “tomar forma”), cuyo sustantivo es asimismo “form” (“forma”, “bulto”, “silueta”, “clase”, “tipo”, “formulario”, “impreso”, “curso”, “clase”), estos señores se inventan otro sustantivo nuevo e inexistente (hasta ahora) en la lengua inglesa: “forming”. Ante el desconcierto de todos, nos explican que se trata de una de las etapas por las que un gestor de proyectos ha de pasar para crear un equipo de proyecto, y que su equivalente más cercano en castellano sería “integración”; eso sí, con la salvedad de la infinidad de connotaciones nuevas e imprescindibles que hacen de “forming” un término indispensable y en ningún caso sustituible por “integration”. De la misma manera, el resto de las etapas serían las siguientes: “storming” o “agitación” (¡qué más da que “to storm” no tenga nada que ver con eso, sino con “asaltar”, “irrumpir”, “salir precipitadamente” o “enfurecerse”), “norming” o “normalización” (esta es mi preferida, porque “norm” ni siquiera es un verbo), “performing” o “ejecución” (¿será una ironía que “performing” sea el adjetivo que se da a los animales amaestrados?) y “adjourning” o “cierre” (¡a quién le importa que la palabra correcta sea “adjournment”, o que no signifique “cierre”, sino “suspensión” o “aplazamiento”!)

No hay comentarios: