jueves, 16 de diciembre de 2010

Extricación



En castellano hay palabras como “liberación”, “rescate”, “desenredo” o “evolución”, pero como en inglés dicen “extrication” (de “extricate” /'ekstrɪkeɪt/: “desenredar”, “rescatar”, “sacar”, “lograr salir de”), mola mucho más referirse al “rescate, ‘extricación’ y traslado de heridos” (clara redundancia: rescate y extricación), incluso impartiendo cursos de “extricación”, definiéndola como ‘procedimiento por el cual se extrae a una persona de un vehículo siniestrado’ (es decir, “liberación” o “rescate”).
Sin embargo, a la persona que se ocupa del rescate de víctimas en un siniestro no se la denomina “extricador” (ni tampoco, gracias a Dios, “extricacionador”), sino “rescatista”, una curiosa invención (bien formada, por otra parte) que mezcla “rescatador” (que sería una de las palabras correctas, además de “salvador” o “socorrista”) con “escapista” (práctica según la cual en ocasiones el accidentado podría “extricarse” a sí mismo, cual Harry Houdini).

2 comentarios:

Piglobal dijo...

Hola amigo,

me parece un análisis correcto, salvo por el hecho de que rescate y extricación no serían redundantes si se entiende extricación como extracción o como sacar (por ejemplo, de un vehículo accidentado). El rescate puede ser en el mar, a cielo abierto, sin estar atrapado. La extricación tal vez se entienda en ese contexto como el rescate de alguien que ha quedado atrapado.

Es mi opinión y me ha parecido adecuado compartirla contigo.

Enhorabuena por tu blog, me gusta.

El último que apague la luz dijo...

Muchísimas gracias por tu comentario. Estoy completamente de acuerdo con tu apreciación.