miércoles, 29 de julio de 2009

Concreto



Este es un caso más típico de los hispanohablantes de EE.UU. y México, pero lo incluyo aquí por ser el colmo de la absurdez. Todos sabemos que “concreto” es un adjetivo castellano que significa “determinado”, “preciso”, “sin vaguedad”, “delimitado”, “fijado”, “ceñido”, “fijo”, “cabal”, “definido”, “establecido”, “designado”, “estipulado”, “señalado”, “específico”, “especial”, “típico”, “distinto”, “sólido”, “compacto”, “material”; por desgracia para nuestra lengua, en inglés existe la palabra “concrete” (/'kɒnkrɪ:t/), equivalente al castellano “concreto” cuando funciona como adjetivo, pero no cuando lo hace como sustantivo con el significado de “hormigón”. Si algunos se empeñan en destrozar el castellano diciendo “concreto” cuando quieran decir “hormigón”, será mejor que se limiten a hablar inglés, y así se les entenderá mejor (o no). Eso sí, tanto va el cántaro a la fuente que al final se rompe: ya han conseguido que la RAE lo incluya en el diccionario.

No hay comentarios: